miércoles, 4 de noviembre de 2015

MUD: Los venezolanos estarán atentos para registrar posibles irregularidades el 6D
 
Ante la imposibilidad que los comicios legislativos de diciembre cuenten con supervisión de alguna organización como Naciones Unidas, opositores confían que sus invitados internacionales y los propios venezolanos estarán atentos para registrar posibles irregularidades.
“Hay razones para desconfiar de las autoridades electorales y por eso es necesario tener observación internacional, lo quiera o no el gobierno”, dijo a la AP Jesús Torrealba, secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática, una alianza opositora que agrupa a cerca de 29 partidos.
Torrealba objetó que las autoridades tengan “tanta reticencia a la presencia de observadores internacionales especializados de Naciones Unidas, la OEA y de la Unión Europea”.
“Los venezolanos con nuestras camaritas de los teléfonos vamos a ser millones de observadores”, advirtió.
El presidente Nicolás Maduro ha dicho que no es partidario de que venga una misión de observación de la OEA, ni Naciones Unidas, entre otros organismos.
“Venezuela no es monitoreada ni será monitoreada por nadie”, indicó Maduro a los periodistas durante una reciente visita a las Naciones Unidas.
“Si hace falta que venga alguien de la OEA, yo diría: ni en la esquina la quiero”, agregó.
La Organización de los Estados Americanos y la Unión Europea han expresado su interés en enviar misiones para los comicios del 6 de diciembre, mientras funcionarios estadounidenses presionan en favor del escrutinio externo para reforzar la aceptación de los resultados como un paso en la resolución de crisis económica y política del país. Las autoridades venezolanas, en tanto, sólo han invitado a la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).
Torrealba afirmó que organismos electorales de Uruguay y Brasil han dicho que “no tiene sentido venir para acá si no hay garantía que la observación pueda hacerse de manera profesional, completa y exhaustiva”, resaltó el martes.
La Corte Electoral Uruguaya, que preside el Consejo Electoral de Unasur, advirtió la semana pasada que la proximidad de las elecciones y el vencimiento de los plazos para constituir un equipo de observadores ponen “en riesgo el sentido mismo de la misión”.
En octubre, el Tribunal Superior Electoral de Brasil declinó integrar la misión de Unasur y explicó que su decisión se debía a la falta de respuesta de Venezuela sobre las garantías necesarias para una “observación objetiva, imparcial e integral”.
Por primera vez en 16 años, las principales encuestas muestran a la oposición como favorita para ganar las elecciones a la Asamblea Nacional, ahora controlada por el oficialismo. Un escenario de inflación de tres dígitos, auge delictivo y escasez generalizada de alimentos y otros bienes básicos podría minar el apoyo a los candidatos oficialistas.
Algunos sectores opositores han anunciado que de ganar el control de la Asamblea unicameral podrían promover una referendo revocatorio contra Maduro antes de que el presidente complete su mandato de seis años, que termina en el 2019.
Por JORGE RUEDA, Associated Press

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada